Blog Elígeme!

Tag: eligeme escorts

No más tabús…

Querid@s compañer@s de viaje:

Hoy me apetece hablar de un tema siempre omitido, e incluso tabú en los hombres, por su desconocimiento o incluso por miedo al qué dirán: EL PUNTO “G” MASCULINO. Todos sabemos que existe pero son muy pocos los que os habéis animado a descubrirlo, ya sea por miedo, vergüenza o rechazo.

No me considero una experta, ni mucho menos, pero me gusta leer, informarme y si se puede llevar a la práctica lo que encuentro interesante. En estos dias he leído unos cuantos artículos sobre este tema y hoy me apetece haceros un pequeño resumen con lo que considero más relevante.

Ante todo chicos, lo primero que tenemos que perder es el miedo; y vosotras chicas, haceros con un buen lubricante y mucho cariño y delicadeza. Las caricias es nuestro mejor aliado para que ellos de dejen llevar y consigan llegar a experimentar lo que cuentan que son los mejores orgasmos, haciendo que olviden los prejuicios sobre la estimulación anal.

Hay dos maneras de poder estimular el punto G masculino, de forma externa, presionando la zona del perineo o interna, introduciendo un dedo en el ano y encontrar “la almendrita” del placer. Se recomienda comenzar por la primera (aunque el nivel de placer es mucho mayor de forma interna) para que el impacto en el ego masculino no sea tan brusco. Así comprenderéis que no por sentir placer en esa zona os hará menos hombres.

letraG


Corre corre que te pillo…..un gran error.

Todos deseamos unas relaciones sexuales perfectas, pero no siempre son posibles. Uno de los mayores que cometemos es olvidarnos de la importancia de los juegos previos. Para todo es necesario un precalentamiento, cualquier deportista necesita calentar la musculatura antes de entrenar, los coches y motos calientas sus motores y neumáticos antes de una carrera, etc. Y en el sexo pasa lo mismo. Tanto nuestro cuerpo como nuestros sentidos necesitan un precalentamiento para llegar a su punto más álgido en total plenitud.

Es por eso que tenemos que tener en cuenta que el acortamiento del juego previo provoca que el estrés cotidiano no llegue a desvanecerse y desaparecer para dejar lugar al deseo y la atracción sexual. Esto influirá negativamente en la mujer, ya que la falta de estimulación inicial no le permita obtener el auténtico placer.

Así que ya sabes, las prisas no son buenas. Ante todo, juega, besa, acaricia, siente, huele y disfruta de todos los estímulos que te proporciona tu encuentro erótico y disfrutarás al máximo.

Que lo goces poquito a poco….besitos.

corre corre


Volver al blog